viernes, 10 de agosto de 2012

ROBAN UN CAJERO DE UNA GASOLINERA Y LO DEJAN EN LA CALLE AL NO PODER ABRIRLO

La Policía Nacional ha recuperado un cajero automático que fue sustraído de una estación de servicio y abandonado en la calle después de que los ladrones no consiguieran reventarlo. Para poder abrirlo, la Policía tuvo que llamar a los Bomberos, que estuvieron toda la mañana de este miércoles en la Jefatura hasta que, después de más de cinco horas de esfuerzo, lograron recuperar los 26.000 euros que contenía el cajero.

La máquina pertenece a la Caja Rural y se encontraba en la estación de servicio Virgen de las Nieves, de donde fue sustraída hace unos días. Tras intentar forzarlo sin éxito, los ladrones decidieron dejar el cajero en mitad de la calle. Un patrullero de la Policía Nacional lo encontró abandonado dentro de un coche en la vía de servicio de la ronda de circunvalación SE-30 a la altura del polígono industrial Carretera Amarilla, que recibe el nombre de calle Fernández Murube. El dispositivo se encontraba dentro de una furgoneta con matrícula de Huelva que habría sido utilizada por los ladrones para sustraerlo de la gasolinera.

Los agentes que hallaron el cajero lo trasladaron junto con la furgoneta intervenida a las instalaciones de la Jefatura Superior de Policía, en la avenida de Blas Infante. En el patio central de la Jefatura, los agentes intentaron abrir el cajero sin éxito y requirieron la colaboración de los Bomberos del Ayuntamiento de Sevilla. Un mando, tres agentes y dos conductores del cuerpo de Bomberos acudieron a la llamada de la Policía y, tras más de cinco horas, pudieron acceder hasta el lugar en el que se hallaba el dinero. Los Bomberos emplearon una máquina radial para tratar de horadar el cajero, una tarea en la que fracasaron en los primeros intentos. Los discos de la radial se partieron en varias ocasiones, hasta el punto de que los agentes se quedaron sin más repuestos.

Se toparon con que el servicio de mantenimiento no podía proveerles de más discos, bien porque no quedaban, bien porque la persona que estaba encargada de esta tarea se encontraba de vacaciones. El caso es que, según testigos presenciales, tuvieron que acudir a un establecimiento de Triana a comprar los discos con dinero de su bolsillo. Finalmente, casi a la una de la tarde, lograron acceder hasta el cajillo que contenía los billetes de 20 euros, y una hora más tarde, al de los de 50.

La Policía hizo entrega este miércoles del dinero recuperado a los responsables de la entidad Caja Rural, mientras que continúa realizando gestiones para tratar de identificar y detener a los autores del robo.


Fuente: http://www.diariodesevilla.es/article/sevilla/1326544/roban/cajero/una/gasolinera/y/lo/dejan/la/calle/no/poder/abrirlo.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada